in Francia, Vinos del mundo

Lanson

La Maison

Elaborados por una de las bodegas históricas más prestigiosas y más antiguas de la región de Champagne, en Reims, son más de 250 años los que avalan a esta Maison. Fundada en 1760 como Reims Champagne House por Fancois Delamotte, fue renombrada en 1837 como Lanson Père & Fils tras ser adquirida en 1810 por Jean-Baptiste Lanson, construyendo desde el primer momento una reputación de excelencia construida sobre una sabia combinación de tradición e innovación, jalonados de grandes nombres que salpican su brillante cronología. En el siglo XIX adquirió gran fama al convertirse en proveedor oficial de tres de las casas reales más importantes de Europa: Suecia, España e Inglaterra. En 1961 es el elegido para recibir a John Fitzgerald Kennedy durante una cena en el Château de Versailles; y en 1983, el entonces presidente francés, François Mitterand, lo ofrece a sus invitados en la décima Conferencia de Jefes de Estado de Francia y África. En la actualidad, Maison Lanson está presente en los cinco continentes y es especialmente reconocido en el Reino Unido, donde su rosado Rosé Label es líder en ventas en su categoría.


Los vinos

Los vinos de Lanson son espumosos en los que predomina, en su mayoría, la variedad Pinot Noir, que les confiere cuerpo y estructura, mientras que la Chardonnay les aporta elegancia, delicadeza y complejidad aromática. Se elaboran siguiendo el método tradicional de Champagne desde hace más de 250 años, sin fermentación maloláctica en ninguna de sus gamas (característica de la casa), una técnica que permite preservar toda la acidez natural de las uvas y exaltar, a su vez, los aromas frutales y el frescor y la vivacidad del Champagne. Son precisamente estas características únicas, además de un tiempo de crianza superior a lo habitual, las que hacen que estos vinos sean considerados verdaderamente excepcionales.

Las uvas cultivadas en las más de 500 hectáreas en el corazón de la región de Champagne, de las que 150 son propiedad de la casa, permiten realizar una selección minuciosa de las parcelas. Estas fincas se vinifican por separado, y durante la elaboración se clasifican por familias de aromas. El ensamblaje es el arte de conseguir un vino superior a la suma de las partes. La diversidad de sabores y el talento del “chef de caves” Hervé Dantan consiguen un equilibrio ideal entre la fruta, la elegancia y la frescura. A la riqueza de las variedades y de las fincas se añade la de las añadas. La adición de vinos de reserva contribuye a aumentar la calidad de los vinos jóvenes. Así, las cuvées sin añada se componen de un 30% vinos de reserva de al menos 10 añadas distintas y se desarrollan en la bodega un mínimo de tres largos años.


Clos Lanson

Tras una larga maduración, Clos Lanson tiene todos los atributos de un excelentísimo Chardonnay que ha disfrutado de una fermentación controlada sobre sus lías en barricas de roble francés, y un desarrollo óptimo en las bodegas de la casa hasta sumar los 9 años de envejecimiento con los que cuenta este espumoso. Este Champagne, máximo exponente de la casa, debe su nombre a la finca cerrada que se encuentra en pleno centro de Reims, junto a la Maison, con la peculiaridad de que bajo su suelo se encuentran excavadas en la roca las galerías en las que reposan los vinos hasta su degüelle.
En la copa, el vino tiene un color dorado pálido con una fina columna de burbujas. Despliega un amplio abanico de delicados aromas de madera en los que la fruta madura se combina con notas de mantequilla, vainilla, repostería y avellana. Rico paladar, con aromas de fruta combinados con notas tostadas. El final de boca conserva la frescura con una impresionante persistencia del sabor que da testimonio del noble origen de las uvas.